l@s zapatistas no están sol@s.

Infos

Esta es la nueva pagina de europa Zapatista : Contiene noticias y artículos publicados en los sitios web y blogs de los diferentes colectivos europeos solidarios con l@s zapatist@s y con los de abajo y a la izquierda. Permitiendo así colectivizar e intercambiar la información desde nuestros rincones.

Estado de la pagina

Número de artículos:
10  15  20 

 

“La muerte lo encontró luchando”, así recuerdan a Rodrigo Guadalupe, defensor comunitario asesinado en Chiapas

 

 

 

Cruztón, Venustiano Carranza, Chiapas. 9 de julio. “A Rodrigo Guadalupe Huet, la muerte lo encontró luchando”, expresó el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas (Frayba), en referencia al defensor comunitario asesinado el 22 de mayo pasado, al oponerse al despojo de sus tierras por parte de un grupo de choque de Nuevo Guadalupe Victoria, que los agredió con armas de grueso calibre, como lo denunciaron los integrantes del colectivo Semilla Digna, pertenecientes al Congreso Nacional Indígena CNI.

Debido al constante hostigamiento contra el pueblo de Cruztón, comunidades integrantes del CNI, adherentes a la Sexta nacional e internacional y organizaciones solidarias, decidieron este día llevar a cabo una caravana hacia la población agredida, y realizar un homenaje a su compañero caído. En el acto en memoria de Rodrígo, el Frayba saludó y abrazó la lucha de Cruztón, “por un México justo”, ya que está “cargada de dignidad y rebeldía”, enfatizó el organismo no gubernamental.

“¿Cuál es la clave, por qué nos atacan?”, cuestionó Adrián, de la comunidad de Cruztón, respondiendo que todo apunta a que es debido a intereses de mineras y el gobierno, que buscan explotar el cerro de La Mesona, y su yacimiento de oro. “El pobre es al que menos ven, al que más pisotean. En el país reina el poder del dinero”, señaló el vocero comunitario, quien explico mediante un mapa a los presentes, el lugar estratégico que tiene el panteón de la comunidad, del cual los quieren despojar y que sería el acceso a la zona de explotación minera.

Emilia Guadalupe, viuda de Rodrígo Huet, denunció que hasta ahora el gobierno “no ha hecho nada”, y junto con Don Manuel, padre de su esposo, exigió que se haga justicia, “que esto no se quede así”. Con el asesinato de Rodrigo, quedaron huérfanos sus tres hijos y dos hijas, tod@s menores de 10 años.

“Sabemos que es muy grande su dolor, pero también su lucha y su tierra”, expresó la organización Sociedad Civil de las Abejas de Acteal, a Cruztón. “Que la sangre de Guadalupe sea la fuerza para seguir su lucha y que las lágrimas sirvan para hacer crecer la semillade la esperanza”, externaron las y los originarios de Chenalvhó. Durante el homenaje a Rodrígo Guadalupe, las Abejas, entregaron una bandera de la paz a los familiares del defensor comunitario y convidaron a que la paz en la comunidad agredida, “sea fruto de la justicia”. De igual forma exigieron a los tres niveles de gobierno, una “verdadera” investigación.

Por su parte la Red contra la Represión y por la Solidaridad (RvsR), adherente a la Sexta, compartió que la lucha de Cruztón, es por la vida, “frente a la muerte que viene de los de arriba”. La RvsR, indicó que arribaron a la comunidad para darle un abrazo a la viuda de Rodrigo, sus hijos, familiares y la comunidad, “la vida que nos arrebataron, será la fuerza para seguir adelante”, aseguraron las y los luchadores sociales. En el acto en memoria del “compa Lupillo”, también hubo saludos y escritos de diferentes colectivos, organizaciones nacionales e internacionales, que condenaron el asesinato y se solidarizaron con la comunidad de Cruztón.

“Vuela vuela palomita, ve y dile al compa Lupillo, que su lucha no termina”, indica una frase del corrido en memoria de Rodrigo Guadalupe, que el pueblo de Cruztón, compuso en su memoria. “Sabemos que no nos dejarán solos”, expresaron a las y los integrantes de la caravana solidaria, y organizaciones sociales que a la distancia los apoyan.

Primera de tres partes

Informe de la caravana en solidaridad con Cruztón
Lunes 10 de julio. Frayba

 

 

 

 

 

 

Fuente : Pozol.org